viernes, 22 de marzo de 2013

De los abrazos y sus tipos (II): Abrazos Gratis



Modalidad de abrazo relativamente reciente, concretamente del el año 2004. Las crónicas cuentan que su inventor fue un chico australiano, al decidir salir a repartir abrazos por la calle entre los transeúntes que salían a su paso, después de recibir él mismo un achuchón cariñoso por parte de una desconocida en un momento de depresión y necesidad absoluta de ser abrazado. Se trata, pues, de abrazos ofrecidos sin motivo justificable por desconocidos provistos de un cartel en el que figuran las palabras “Abrazos Gratis” a otros desconocidos, en lugares públicos, como aeropuertos, estaciones de tren o la propia calle. Aunque este movimiento de abrazadores desinteresados reconoce no ser una organización no gubernamental, los objetivos de los que abrazan gratis son similares a los de estos grupos caritativo-solidarios con la humanidad: proporcionar un instante de alegría inesperada e inmerecida, y por ello más valorable, a gente que quizás conscientemente no crea necesitar que le abracen, pero que siempre termina por agradecer el gesto. No se precisa la existencia de vínculos afectivos entre el abrazado y quien le abraza, aunque podría producirse si se diese el caso de que un conocido de algún miembro del movimiento de Abrazos Gratis pasara por la calle en el momento justo de un acto de este tipo. En esos casos, el abrazo gratis se convierte de manera automática en otro tipo de abrazo, dependiendo de la intencionalidad del mismo y del grado de conocimiento de los implicados, entre otras variables.

(Continuará...)

1 comentarios:

Rojo dijo...

Un día en mi curro un fulano se paseaba con un folio donde ponía "Por favor, ¿quién me deja un cargador de Nokia?".

Al decirle todos que no con la cabeza, él se encogía de hombros, sonreía y daba la vuelta al folio.

"Abrazos gratis" decia.

Abrazos no sé, pero sonrisas repartió unas cuantas :)